InicioNoticias

Noticias

Cómo manejar la biodiversidad de la dehesa para aumentar su resiliencia frente al cambio climático

climdehesaHoy, 23 de abril, se ha celebrado en la finca La Cocosa de la Diputación de Badajoz la jornada de cierre del proyecto ClimDehesa. En estas jornadas han participado ganaderos, gestores de dehesas e investigadores de la UEx donde han debatido la adaptación de la dehesa al cambio climático.

La necesidad de adaptación al cambio climático surge por la dependencia de la dehesa del agua de lluvia, tanto para consumo directo del ganado como para la producción de pastos, bellotas y otros recursos. La reducción de las precipitaciones y el aumento de las temperaturas predichas para finales de siglo es una gran amenaza para la sostenibilidad de la dehesa.

El proyecto, liderado por investigadores del Instituto de Investigación de la dehesa (Indehesa) de la UEx, pretende mejorar la sostenibilidad de la dehesa frente al cambio climático. “Para ello, hemos creado una red de dehesas demostrativas de participación y desarrollo donde se están llevando a cabo prácticas que mejoran la capacidad de adaptación de la dehesa frente al cambio climático. La red sirve como punto de referencia para que otros ganaderos y gestores empiecen a aplicar estas prácticas de manejo”, ha explicado Víctor Rolo, investigador principal del proyecto.

Las prácticas que llevan a cabo estas dehesas para mejorar su capacidad de adaptación frente al cambio climático incluyen: la mejora del manejo de los pastos mediante la siembra de praderas de leguminosas o el pastoreo adaptativo; el uso de bancos forrajeros de especies leñosas para suplir los periodos de escasez de pastos; el aprovechamiento de los restos de poda para la incorporación eficiente de la materia orgánica al suelo y el uso de líneas clave para reducir las pérdidas de agua de lluvia por escorrentía y potenciar la recarga de agua en el suelo.

En total la red la forman más de 20 fincas públicas y privadas repartidas por todo el territorio nacional. Las prácticas con mayor implantación son la siembra de leguminosas y el pastoreo adaptativo. Las que menos presencia tienen son la mejora de los suelos a partir de restos de podas y los bancos forrajeros.

El proyecto también incluye acciones de comunicación y divulgación. Para ello se han realizado cinco visitas a dehesas de la red donde más de 100 participantes de distintos perfiles han visto como preparar la adaptación de la dehesa al cambio climático.

La dehesa tiene un alto potencial para convertirse en un motor de mitigación del cambio climático. Estudios preliminares de investigadores de INDEHESA ha mostrado que la dehesa secuestra tres veces más carbono en el suelo que el objetivo propuesto por la iniciativa 4 por 1000 (https://www.4p1000.org/es) lanzada por Francia durante la COP21 como una medida clave para detener el aumento de la concentración de CO2 en la atmósfera relacionada con actividades humanas.

banner revista viceversa

Twitter

 

Servicio de Difusión de la Cultura Científica

Edificio Guadiana 

Avda de Elvas s/n 06006 (Badajoz) 

Tlf. (+34) 924 289 649 

culturacientifica@unex.es    @CulturaUEx

 LOGO FECYT-ucc                                                                                                                                                                        

Go to top